La pascua

Jesucristo es nuestro cordero pascual que derramó su sangre para liberarnos del pecado.

En medio del dolor

Jesucristo resucitó y en medio del dolor trajo esperanza y alegría causando una transformación que llevó a muchos a predicar de él.

Reacciones

Reaccionemos ante el sacrificio de Jesús valorándolo, creyendo en él y con una vida apasionada.

Excusas

Dios nos ha llamado a predicar el mensaje de salvación para darle libertad a los oprimidos por el pecado.

El pecado

En esta temporada seremos seducidos para errar ante Dios, pero debemos de estar prevenidos.

El todo

El todo del hombre es temer a Dios, cumplir sus mandamientos y reconocer su omnisciencia.

Salmo 23 Parte 3

Dios nuestro pastor es quien nos cuida en momentos difíciles, siempre está con nosotros y nos reconforta con su Palabra y Espíritu Santo.

Salmo 110

El salmo 110 es clave para nuestro cristianismo y este muestra cómo Jesús es rey sobre todo.

El anhelo

Tres evidencias del crecimiento espiritual son: Anhelar perdonar como Dios perdona, anhelar evaluar su propio corazón y quitar todo estorbo y anhelar preocuparse más por las personas que por las cosas.

Un canto de alabanza y gratitud

Mantengamos una actitud de alabanza y adoración a Dios ante toda circunstancia. Él conoce todo lo que nos sucede y obrará poderosamente en nosotros cumpliendo cada una de Sus promesas.

La respuesta

Tres evidencias del crecimiento espiritual son: Responder a Dios con total y completa obediencia, responder en humildad y no en orgullo ni arrogancia y responder amando a los demás.

El reconocimiento

Tres evidencias del crecimiento espiritual son: Reconocer y responder a la gracia de Dios, reconocer la Palabra de Dios y vivirla y reconocer que debo de confesar mi pecado y no solamente palabras religiosas.

La búsqueda

Tres evidencias del crecimiento espiritual son: buscar la voluntad de Dios en lugar de huir de ella, buscar que nuestro actuar sea congruente con nuestro hablar y buscar ser testimonio a los no creyentes.

Resucitó

Por ese hecho histórico, por esa verdad que fundamenta nuestra fe, por esa bienaventuranza, hoy le adoramos. ¡Jesús resucitó!

Murió

Jesús murió para que la humanidad no pasara una vida separada de Dios, murió para llevar nuestras culpas y que tengamos acceso directo al Padre.

Fue menospreciado

Jesús fue menospreciado por los sacerdotes, por el pueblo judío y por los soldados romanos, Jesús fue menospreciado por amor a nosotros.

Dios y la sabiduría

Solamente Dios es la fuente de la sabiduría, él nos dejó su Palabra y en ella encontramos escritos de sabiduría y esta sabiduría nos ayuda en la vida diaria.